Crédito Inteligente: las claves para usar de forma inteligente este crédito vehicular

15 de noviembre 2017

Periodista externo
Valoración: 4.2 (11 votos)

Además de adquirir un nuevo auto, este modelo crediticio le permite –a los dos o tres años– utilizar este vehículo como parte de pago de uno nuevo o, incluso, devolverlo.

¿Comprarás un auto usado? Conoce su pasado con el Informe Autofact y evita problemas

Ingresa la Placa del vehículo

Lo novedoso, por lo general, suele atraer dudas y desconfianza, más en el tema financiero, pues lo que está en juego es nuestro dinero o mejor aún, nuestro récord crediticio. Algo similar ocurre en el Perú con un sistema de financiamiento que apareció hace seis años: la Compra Inteligente, un mecanismo de crédito vehicular con características muy particulares, que encontrarás de forma detallada en esta nota.

“En el Perú falta cultura crediticia, y recién estamos redescubriendo, por ejemplo, los beneficios de comprar un auto a crédito. Apenas el 35% de la venta de vehículos es financiada, el resto sigue siendo al contado. Exactamente lo inverso a lo que ocurre en otros países”, así explicó Edwin Derteano, presidente de la Asociación Automotriz del Perú, el hecho de que el crédito inteligente aún no haya logrado tanta acogida en el país.

¿Qué es y cómo funciona exactamente este tipo de crédito automotriz?

Crédito inteligente

Este tipo de crédito exige un aporte inicial del 20% del valor del auto que deseamos adquirir. Inmediatamente, el banco nos ofrece financiar un 30% o 40% del costo total, nos lo divide en dos o tres años (24 o 36 cuotas) y reserva una cuota especial al final en la que pagaremos el 50% o 40% que resta del precio del vehículo.

Así, por ejemplo, en el caso de comprar un auto de US$ 10,000, el banco se cobra por lo general una inicial del 20%, es decir, el cliente estaría pagando US$ 2,000. Luego, lo que el banco financia son US$ 3,000 del restante de esa mitad; y el otro 50% (US$ 5,000) lo deja para la cuota número 25. Recuerda: son 24 cuotas de la primera mitad.

¿Qué ocurre después de pagar durante el periodo elegido?

Son dos caminos los que te ofrece el sistema al finalizar el pago de las 24 o 36 cuotas:

  1. Renovar el auto: Esto es posible devolviendo el carro para cubrir la deuda del otro 40% o 60% que faltan. Se usa el dinero restante del adquirido para pagar la cuota inicial del otro carro y, así, continuar con el sistema de la Compra Inteligente, siempre con un auto nuevo .
  2. Quedarte con el auto y pagar al banco su costo restante. Es decir, comprar el vehículo. En este caso, la entidad ofrece también la opción de refinanciar ese monto.

¿Es recomendable este tipo de financiamiento?

Crédito convencional vs. Compra Inteligente

Edwin Derteano, añade y recomienda, que es mejor optar por la Compra Inteligente, pues “un auto es un artículo que vale mucho y se devalúa rápido. Además, uno es quien tiene que cubrir imprevistos o daños y luego venderlo, entrando, así, a un área que no se domina. El Crédito Inteligente te libera”, explicó.

Sin embargo, Enrique Díaz, economista y especialista en inversiones y finanzas de la consultora MC&F advierte que este sistema funciona, pero “siempre y cuando uno tenga la seguridad que dentro de un tiempo va a seguir contando con la misma capacidad de pago. Por lo que es mejor no seguir alargando la deuda y cancelarla. Esa es la manera de actuar para que el crédito no se convierta en un problema”, recomendó.

En todo caso, más allá de recomendar un tipo de crédito frente a otro, lo que sí conviene tener claro es que el crédito convencional es para aquellas personas que no están dispuestas a pagar una cuota permanente, y generalmente quieren quedarse con el auto por más de cinco años.

Mientras que la Compra Inteligente es un producto diseñado para las personas que desean cambiar de auto con cierta frecuencia.

Revisa los tipos de créditos para vehículos que puedes encontrar en el mercado

Ventajas y desventajas del Crédito Inteligente

Pros:

  • Las cuotas mensuales que ofrece son hasta 45% más bajas que las del préstamo vehicular convencional
  • Se aprovecha el auto durante sus mejores años -que son los primeros- y luego se puede optar nuevamente por uno nuevo.
  • Por la misma cuota mensual que se pagaría por un auto convencional, se puede acceder a uno Premium.
  • Permite no volver a pagar la cuota inicial, o incluso ganar dinero gracias al Valor Futuro Mínimo Garantizado, es decir, lo que costará el auto dentro de un periodo.

Inconvenientes:

  • No todos tienen la posibilidad de tener un ingreso que sabe va a ir creciendo con el tiempo y poder seguir amortizando el pago.
  • Este sistema no te libra de hacerte responsable del vehículo y correr con todos los gastos en reparaciones.
  • El vehículo queda prendado a favor del que financia, sea este un banco u otra entidad financiera.
  • Se debe tener en cuenta los requisitos estipulados en el contrato del Crédito Inteligente para que sea válida la devolución del vehículo. Sobre todo lo referente al kilometraje y la instalación de accesorios para estar seguro al momento de la reventa.

Requisitos

  • Sustentar un ingreso mensual bruto mínimo de S/ 1,800 o S/ 2,400 conyugales.
  • Tener mínimo 20 años y ser menor de 70 años de edad.
  • Contar con un buen record de pago en la central de riesgos.
  • DNI o Carnet de Extranjería vigente y no tener multa de la última votación según RENIEC.

Comentarios

INFORME AUTOFACT

Informe Autofact Perú

Solicita de manera gratuita información básica del vehículo Información básica
¡Únete a nuestros amigos en facebook!