Depreciación de un auto ¿Qué influye?

¿Cuánto se deprecia un vehículo luego de su adquisición año tras año? ¿Cuáles factores influyen en el valor de un vehículo usado?

25 de enero 2021

¡No te arriesgues! Descarga el Informe Autofact antes de comprar un auto usado

Ingresa la Placa del vehículo

Los factores que influyen en la desvalorización de un vehículo 

Seguramente has escuchado que una de las desventajas de comprar un vehículo nuevo es la depreciación de su valor. Esto significa que un bien va disminuyendo su valor con el paso del tiempo.

En el caso de un auto nuevo salido de un concesionario, éste no costará lo mismo que el precio al que se adquirió, así se vendiera a la semana siguiente. Y mientras más tiempo pase, más va disminuyendo su valor.

Dependiendo de la marca, el uso, tipo de servicio, oferta, etc., se puede calcular el porcentaje de depreciación de un automotor. Existe el caso de vehículos que se vuelven muy buscados, o se convierten en clásicos, lo que evita su rápida desvalorización.

Este dato es muy útil para el propietario al momento de vender el auto, ya que podrá asignar un precio acorde a la realidad del mercado, y de este modo será atractivo para los potenciales compradores.

Por otro lado, aquellos que deseen comprar un vehículo nuevo o usado, deberán informarse del nivel de depreciación del auto en el que están interesados, para saber qué tan conveniente es invertir en ese bien. Si su idea es venderlo a mediano o largo plazo, es más beneficioso comprar ciertos vehículos para obtener una mejor ganancia.

Factores para calcular la desvalorización de un vehículo

Existen en internet calculadoras para saber el valor de un vehículo según su nivel de depreciación. Se deben tomar en cuenta las siguientes cuestiones:

  • Nuevo o usado: Como hemos mencionado anteriormente, para que un vehículo comience su proceso de desvalorización basta con salir del concesionario. Se calcula que pierde entre un 10% y 20% de su precio original durante el primer año y a partir de allí, entre un 10% y 30% por año (según el caso).
  • Antigüedad: A menos que se trate de un clásico, la cantidad de años de un vehículo se traduce en mayor deterioro, lo que genera una disminución de su valor. El kilometraje es uno de los elementos que ayudan a conocer qué tan desgastado está un auto. Se toma como referencia un promedio entre 15 mil y 20 mil kilómetros anuales.
  • Cuidados: Si el propietario ha sido juicioso con los mantenimientos preventivos del vehículo, esto le dará más valor a un vehículo que se ha saltado algunas visitas al taller.
  • Historial: Un potencial comprador con experiencia evaluará los antecedentes del vehículo en cuestión antes de presentar una oferta. Para esto fue diseñado el informe Autofact, que contiene todos los datos clave que necesita una persona para decidir si le conviene invertir en un vehículo o no. Episodios como choques, accidentes, multas pendientes, van reduciendo el valor del automotor.
  • Marca u origen: Los vehículos de ciertas marcas o países de origen son más buscados, ya que se consideran de mejor calidad, por lo que se depreciarán menos. Por ejemplo, un vehículo de marca alemana mantendrá más su valor en el tiempo que un vehículo de origen chino.
  • Propietario: Si un carro ha tenido varios propietarios se considera menos valioso que un vehículo que sólo ha tenido un dueño. Esto es porque se estima que el primer dueño siempre cuidará con mayor dedicación su auto y conoce desde el inicio toda la historia del vehículo.
  • Tipo de uso: Si un carro ha servido como taxi o de pasajeros, se asume que está mucho más desgastado que un vehículo de uso particular, por lo que su valor desciende más cada año.
  • Clásico o de lujo: ¿Este vehículo es especial en algún sentido? Si es un vehículo de alta gama, se considera un clásico o resalta de alguna manera, este por lo general se desvaloriza menos que un vehículo ordinario.

¿Comprar auto con mayor o menor desvalorización?

A la hora de decidirse por un modelo de vehículo, puedes elegir entre modelos con mayor o menor desvalorización. Generalmente esta tendencia se mantiene constante.

Ambas opciones presentan ventajas y desventajas:

  • En el caso de un vehículo con mayor nivel de desvalorización, es posible que consigas un seminuevo o usado por un gran precio. Pagarás menos, pero al momento de venderlo, debes estar consiente de que no ganarás mucho.
  • En el caso contrario, si inviertes en un vehículo con poca desvalorización, deberás pagar un poco más, pero con el respaldo de que obtendrás un buen trato si decides vender.

¡No te arriesgues! Descarga el Informe Autofact antes de comprar un auto usado

Ingresa la Placa del vehículo

Solicita de manera gratuita información básica del
vehículo AQUÍ