Sistema de transmisión de un auto: ¿Automático o mecánico?

En este post te mostramos algunas diferencias prácticas entre ambos tipos de cajas de cambio. No hay uno mejor que otro, depende de cómo te guste usar el carro.

19 de noviembre 2021

Sistema de transmisión de un auto: ¿Cuál elegir?

El clásico dilema: ¿Qué será mejor, un auto mecánico, o un carro mecánico? A ciencia cierta ninguno es mejor que el otro, pero eso sí cada uno tiene sus ventajas y deficiencias.

Al final, la caja de cambios del carro que escojas va a depender de tus propios gustos, tu forma de manejar, el uso que le darás al auto y el cuidado de tu bolsillo.

Si quieres un carro mecánico o automático, revisa sus antecedentes en tu Informe Autofact.

Ingresa la Placa del vehículo

¿Cuánto influye tu forma de conducir en la caja de cambios que debes elegir?

Hay personas que no se sienten muy cómodas conduciendo y quieren-algunas incluso necesitan- complicarse lo menos posible para manejar; y en ese sentido la comodidad de manejar un automático es perfecta. Apretar acelerador, freno y mover el volante es todo lo que necesitas para manejar este tipo de carros.

Otro aspecto conveniente es darle un uso urbano al carro. Por ejemplo, si vives en Lima y usas tu carro para ir al trabajo y/o moverte por la ciudad durante grandes trayectos o períodos de tiempo, el automático es para ti. Circular mucho en ciudad, tiene semáforos, alto tráfico y muchas razones para apretar el embrague muchas veces, desgastándola precozmente.

Al mismo tiempo, para cualquiera es bastante cansador estar haciendo por horas lo siguiente: poner primera, acelerar, soltar embrague, andar, frenar y repetir lo mismo. Existen quienes gustan de pasar cambios, pero para que eso sea más sano para el auto, es mejor hacerlo en carretera o trayectos de autopista.

El automático tiende a ser un poco más gastador de combustible que el mecánico y al mismo tiempo, en la gran mayoría de los casos es más caro de comprar versus un carro con cambios.

En la siguiente tabla graficamos algunos pro y contra de cajas automáticas y mecánicas

FACTORAUTOMÁTICOMECÁNICO
PracticidadSolo utiliza pedal del acelerador para pasar cambiosUtiliza embrague y palanca de cambios para pasar de marchas.
DominioMenos control de este factor, todo lo asiste la electrónica del auto más que el pilotoMayor control de potencia y velocidad. Cuando necesitas 'picar' o adelantar en carretera se nota.
DurabilidadSe utiliza menos, más vida útilTodo el tiempo hay que pasar cambios, lo que más se resiente es el embrague
Costo mantenciónMás caro y complejoMás barato que el automático
UsabilidadMejor para tráfico y ciudad. Cómodo en carreteraNo es tan cómodo para carretera, pero controlas mejor el desempeño. Para jeepiar, sin dudas mejor mecánico.
CostosSuelen ser autos más caros de comprar y generalmente consumen algo más de gasolina. Esto se produce en parte porque el automático controla por sí mismo las revoluciones del motorSuelen ser más baratos, consumen menos gasolina, porque uno puede elegir cuándo cambiar de marchas. Para quien gusta de manejar, pasar cambios es parte del juego.

Tips interesantes sobre mecánicos y automáticos

  • Para los fanáticos de los automáticos es bueno que sepan que la brecha de precios entre un automático y un mecánico es cada vez más pequeña. En este caso, el automático sí sería más caro de repuestos y en consumo de combustible.
  • Antes los repuestos podían ser más escasos, también porque los automáticos eran más exclusivos y caros, hoy es más fácil encontrar repuestos para todos los modelos.
  • Los automáticos, dependiendo del modelo por supuesto, pueden ser más lentos o tener un poco menos de potencia que un modelo igual, pero mecánico. Esto ocurre porque es el piloto quien controla cuándo y cómo pasar cambios.
  • Eso sí, los automáticos incluyen modos de conducción y asistencias al piloto que pueden balancear la situación; dado que los modos “Sport” agilizan notoriamente la performance del auto.
  • Para los mecánicos, pisa el embrague hasta el fondo cada vez que pases de marcha y no lo mantengas pisado cuando estás detenido en primera, podrías recalentar la prensa de embrague y desgastarla antes de tiempo.
  • Estudia bien las prestaciones que ofrecen los automáticos, puesto que los modos de conducción te pueden hacer la experiencia de manejar un carro automático más emocionante.
  • En el caso de carros mecánicos, el paso de marchas debe ser suave, sin forzar la palanca ni sonidos raros. Si cuesta que entren los cambios, puede haber problemas con el embrague, la palanca o peor aún en la caja de cambios. Si ocurre, anda a tu taller de preferencia a revisar el carro.

Si quieres un carro mecánico o automático, revisa sus antecedentes en tu Informe Autofact.

Ingresa la Placa del vehículo

Solicita de manera gratuita información básica del
vehículo AQUÍ