Práctico manual para que aprendas a cambiar un neumático

16 de abril 2015

Líder en información de vehículos usados
Valoración: 5 (2 votos)

Tarde o temprano te tocará cambiar una rueda de tu auto de improviso. Y si no estás preparado, puedes pasarla mal. Aprende cómo cambiar un neumático con este práctico y sencillo manual.

Recibe en minutos el Informe Autofact y conoce el pasado de un vehículo antes de comprarlo

Ingresa la Placa del vehículo

Que un neumático de tu auto sufra un pinchazo es algo que puede ocurrir en cualquier momento, por más precauciones que tomes. Por ello, es importante que tengas presente, paso a paso, qué es lo que debes hacer en tal caso, como te explicamos de manera sencilla en este artículo.

aprende cómo cambiar un neumático

  1. Todo a punto. En primer lugar, deberás comprobar que tanto el gato mecánico como la rueda de repuesto están en buen estado. En el primer caso, que tienes todos los componentes y, en el segundo, que no está desinflada. Asimismo, chequea en el manual de instrucciones del vehículo el lugar exacto donde deberás colocar el gato.
  2. Una vez que hayas puesto el gato en su sitio, asegurándote además que esté sobre una superficie firme -de lo contrario puede caerse cuando hayas levantado con él el auto y producir daños a éste o a ti mismo-, acciónalo hasta que haga contacto con el auto, sin levantarlo todavía.
  3. Una medida de seguridad aconsejable, aunque no indispensable, es colocar previamente algún tipo de cuña en alguna de las otras ruedas (en las delanteras si el pinchazo es en una trasera y viceversa), especialmente si estás en una vía con pendiente. Esto te dará garantías de que el auto no se va a desplazar.
  4. A continuación, afloja un poco los tornillos del neumático, sin retirarlos del todo. Luego sí, eleva el auto con el gato hasta que la rueda pinchada se separe lo suficiente del piso como para que puedas retirarla sin problemas y colocar el repuesto (unos 15 centímetros). Termina de quitar los tornillos y extrae la rueda.
  5. Coloca la rueda de repuesto e introduce los tornillos en los orificios correspondientes; esto normalmente tiene cierta dificultad si lo haces tú solo, pues por un lado debes sostener la rueda y por el otro lograr que calcen los tornillos con los orificios tanto de la rueda como del chasis. Con un poco de paciencia lo lograrás sin inconvenientes.
  6. Cuando hayas apretado todos los tornillos y sientas que el neumático está firme, baja el auto con el gato y retíralo. Trata entonces de apretar nuevamente los tornillos lo más fuerte que puedas, pues una rueda floja reviste un gran peligro cuando estés circulando.
  7. Por último, guarda el gato (revisa que no te has dejado ningún componente) la llave de tuercas y el neumático pinchado. Es fundamental que cuanto antes lo lleves a reparar, pues si tuvieses la mala suerte de sufrir otro accidente similar antes de hacerlo, tendrías que llamar una grúa para trasladar tu vehículo hasta donde puedas reparar las dos ruedas.

Como habrás comprobado, cambiar un neumático es sencillo, pero es importante seguir los pasos en orden y cumplir con cada uno para evitar un daño mayor. Es recomendable, además, que estés muy atento al tráfico, en caso de que el neumático averiado esté del lado por el que transitan vehículos, para evitar que alguno no te vea y pueda atropellarte mientras lo cambias.

Fuente imagen: P9200090 por robmba , disponible bajo Licencia de Atribución en https://www.flickr.com/photos/robmba/3185348538/

Comentarios

INFORME AUTOFACT

Informe Autofact Perú

Solicita de manera gratuita información básica del vehículo Información básica
¡Únete a nuestros amigos en facebook!